domingo, marzo 15, 2009

¿Bermejo significa rojo?

Muy a menudo me he referido a la vigencia del núcleo central de la doctrina socialista, o más genuinamente de izquierdas (que no es la defensa de la Libertad, como pretenden atribuirse), sino la justa distribución de la riqueza.

Observen que quizás esa justa distribución no haya de conducirnos necesariamente al igualitarismo comunista. Porque pudiera ser que ese igualitarismo se alejara de la distribución justa de la riqueza y de la justa remuneración de los medios de producción.

Las ideologías están muriendo, al menos en su concepto clásico, confluyendo todas ellas en una defensa de principios que pueden ser comúnmente asumidos. ¿Puede estar alguien dotado de una mínima ética pública en contra de la justa distribución de la riqueza?

Pero, ¿cómo entienden nuestros próceres socialistas ese principio básico de la ideología que dicen profesar?

Mariano Fernández Bermejo se definía a sí mismo como “rojo”. ¿Es cierto que lo es?

Ya es ex-ministro. Ha tardado, pero al final nos vemos libres de él, al menos en un puesto de responsabilidad que evidentemente le venía grande y para el que era claramente inadecuado.

Pero ello no nos libra de pagarle sus cuantiosas asignaciones. Es, como sabemos, un diputado cunero por la circunscripción de Murcia, aunque vive en Madrid. Es por eso que además de doce pagas de 3.647,61 euros, cobrará otros 2.127,84 euros mensuales para “afrontar los gastos de alojamiento y manutención en la capital (Madrid) que origine la actividad en la Cámara”, por los que no tributa a Hacienda y que corresponden a unos gastos que no tiene.

Pero además Bermejo cobrará durante dos años el 80% de su sueldo de ministro, es decir otros 5.410,34 euros brutos al mes a los que sumará la antigüedad como funcionario. Se da el caso además de que esta percepción es compatible con cualquier otra remuneración pública, una circunstancia excepcional de la que no pueden disfrutar los demás ciudadanos. Es decir, ningún funcionario puede recibir dos sueldos de la Administración, salvo estos ex altos cargos. Tampoco un jubilado puede recibir dos pensiones (están limitadas), aunque hubiera cotizado por ellas. Pero sí pueden hacerlo los ex ministros y ex secretarios de Estado. Un privilegio que los demás pagamos, como corresponde a todo privilegio. ¿Justa distribución de la riqueza?

Pero además está previsto que sustituya a Juan Fernando López Aguilar en la presidencia de la Comisión de Administraciones Públicas del Congreso a partir del verano, por lo que cobrará otros 1.855 euros adicionales al mes.

Total 13.040 euros mensuales.

¿Rojo?

Todos aquellos que le votan, trabajadores, obreros, dependientas, mileuristas, parados, jubilados... ¿creen que este señor les representa? ¿Este señorito que se hace arreglar un piso de lujo con cargo a los presupuestos públicos y que es pillado cazando en carísimas monterías sin licencia les representa realmente?
.
PD.: Quizás no haya contradicción si aceptamos lo que para mí es evidente: que el socialismo español no es socialista, sino la forma europea del peronismo. Eso es lo que están votando, ingenuos, quienes en España se consideran de izquierdas.
.

10 comentarios:

g. dijo...

Veamos: El PSOE no es de izquierdas. El PSOE es socialdemócrata escorado al centro -pero muy, muy, muy escorado, tanto que, en ocasiones, no se sabe ciertamente dónde termina el PSOE y dónde empieza el PP- y con demasiados tics de derechas.

Marianiko Rajoitz dijo...

Carles56 no respondió a mi pregunta, es decir, sus veladas acusaciones se quedaron (otra vez) en agua de borrajas-jas-jas.

Hace mucho tiempo que el PSOE no es de izquierdas. Discernir sobre este asunto me parece otra pérdida de tiempo.

nika dijo...

El PSOE no representa la izquierda 'ideal', representa la izquierda 'real', a la que hace un uso torticero de la Justicia, un uso partidista de la Educación, un uso sectario de la Economía, un fracaso en política Exterior y a la que no crea más que apesebrados y parados desestimulando la iniciativa privada y sesincentivando el mérito y el esfuerzo. Si el PSOE no representa a la izquierda... ¡que baje Dios y lo vea!

saludos

Alejandro dijo...

Pues yo estoy de acuerdo con el post y en desacuerdo con Nika.

El PSOE no es de izquierdas.

Hay gente que se consideran (nos consideramos) de izquierdas y no asumimos la corrupción ni el uso torticero de la justicia, ni...

Lo que dice Nika es equivalente a decir que los curas pederastas representan al cristianismo.

Diferenciemos ser de izquierdas de ser "progres". Son cosas diferentes.

Y si Marianiko considera que esto es una pérdida de tiempo ¿por qué pierde el suyo (tan precioso sin duda) entrando aquí?

La verdad es que no lo entiendo.

Por cierto ¿cuáles eran esas "veladas acusaciones" de Carlos56? Yo no las recuerdo.

Marianiko Rajoitz dijo...

Siempre tan diestro... Alejandro.

Me reitero, el PSOE no es de izquierdas desde hace varios lustros. Podéis seguir debatiendo sobre el tema, pero creo que es perder el tiempo.

Respecto a las veladas acusaciones de Carlos56 fueron las siguientes:
(copio y pego)

Carlos56 dijo...
"Para mí hay cosas claras en la historia reciente o no de España. ¿Quién estaba tras la revolución del 34? ¿Quién en el pucherazo de febrero del 36? ¿Quién tras los asesinatos de los años que condujeron a la Guerra civil? ¿Quién estuvo contra la reconciliación en los 70? ¿Quién estaba tras el 23F y el gobierno de concentración nacional? ¿Quién se cargo la legalidad aplicando una ley con efectos retroactivos, confiscando los bienes de un particular y anulando la independencia del constitucional? ¿Quién creó, mantuvo y encubrió el GAL? ¿Quién negoció durante decenios con ETA e integró a una facción de esta entre sus cuadros? y … ¿A quién benefició el 11M?

Para los que tenemos unas respuestas a estas preguntas la convicción es clara y no podemos hablar de dudas morales. Es cierto que no existe la certeza jurídica, todavía, pero la certeza intelectual sobre el significado de la “cuarta trama” existe y muy rotunda.

Por cierto, que a Marianiko se lo vayan mirando, que lleva una temporada demasiado patético."

Eau de borrajas-jas-jas.

Carlos56 dijo...

¡Marianiko eres tonto! Y creo que no soy el primero en decírtelo. Ni esta la última oportunidad en la que lo leas:

http://oroel.blogspot.com/2009/03/tantas-casualidades.html#links

Lo que antes tildabas de amenazas ahora son acusaciones, eso sí siempre veladas ¿Dónde está la veladura? Míratelo, pues posiblemente sean cataratas.
Y eres tonto, nuevamente (ya te dije que lo volverías a leer), por venir a estos sitios a perder tu tiempo.

Alejandro: Mi opinión de la izquierda y del cristianismo es muy parecida, se la copié a Nietzsche. Posiblemente sus debilidades comunes, entre las que están el predicar el sacrifico y la solidaridad y no huir de la riqueza y el oropel, tienen que ver con ese extraño y enfermizo sentido de la compasión que les caracteriza. Espero que tengamos tiempo de discutirlo en otra ocasión.

Un saludo a todos ¿a todos?.. Bueno, al galo "irreducto", también.

Carlos56 dijo...

Estimado Oroel:

Posiblemente si es "rojo" o izquierdista, que no de izquierdas como le gusta aclarar a Alejandro. Para mí está claro que muchos de los votantes del PSOE que conozco no pestañearían si pudieran hacer lo mismo que el Sr. Rojo y además el argumento lo tienen muy en la boca: Si todos lo hacen ¿cuál es la razón para no hacerlo yo? Dan por supuesto que tú o yo lo haríamos y tiran para adelante.
Siempre para mí la respuesta a tu pregunta es "sí los representa". No es sólo peronista el partido, lo es gran parte de su electorado.

Un abrazo. Carlos56.

Joven Madrileño dijo...

Socialismo es el noble arte de igualar todos por abajo mientras los dirigentes se forran porque el dinero público no es de nadie. Si es que ya lo dijo el ex ministro rojo: soy de izquierdas y como tal, actúo. A fe que es así.

Gran post

Oroel dijo...

A todos en general:

Siempre he sostenido que mucho antes que las ideologías están los principios. Desde esa consideración previa, quizás quepa concluir que el problema del PSOE no es que tenga una ideología escorada al centro, o a veces a la derecha, como alguien quiere creer, sino que posiblemente carece de principios. Porque ahí, en el terreno de los principios, y no en el de la ideología, coloco el ser o no demócrata. Si el PSOE ha sacrificado o nunca ha asumido ese principio ideológico básico que es el de la justa distribución de la riqueza; si tampoco defiende con energía las libertades ciudadanas sino que las sacrifica a sus conveniencias tácticas de coalición con los nacionalismos de diferente pelaje, cabe preguntarse qué es o qué defiende, más allá de la mera ocupación del poder. El poder, ¿para qué?

El paradigma aragonés podrían ser Belloch y señora, Mª Cruz Soriano. O, igualmente, Marcelino y señora, muy bien colocados ambos. Y fuera de Aragón, Felipe González y sus negocios, Narcís Serra y su cargo en la Caixa, Bermejo, Pepiño… ¿Son socialistas todos ellos? O por ser más precisos: ¿son de izquierdas?

No obstante, el análisis de su estatus y forma de vida podría ser una forma superficial de acercarse al problema. Pueden haber ganado, y seguramente es así, honradamente su dinero. No es muy coherente ese estatus con la ideología que dicen defender, sobre todo porque el estatus lo han conseguido gracias a la política y no era previo, pero podemos obviarlo. El asunto son las políticas que practican. ¿Alguien sería capaz de señalarme un rasgo diferencial de izquierdas en la política que practica Marcelino Iglesias en el Gobierno de Aragón? ¿Alguien sería capaz de señalarme un rasgo diferencial de izquierdas en la política que practica Belloch en el ayuntamiento de Zaragoza? Respecto a Zapatero en el gobierno de la Nación, ya he señalado otras veces que nunca, en toda la historia de España, ha sido tan baja como ahora la participación de los salarios en el PIB, mucho más baja incluso que en el resto de los países europeos más capitalizados que el nuestro. Con un presidente que se dice de izquierdas. La grieta social, con un presidente pretendidamente socialista, es hoy mucho mayor que en la época de Franco, por remontarnos a una época relativamente próxima.

Pero de ahí a concluir que la política que practican sea de derechas, va un gran trecho. Porque tampoco me atrevería a asegurar que el recurso a la corrupción institucionalizada y a gran escala sea de derechas. Ni la ocupación de las administraciones públicas como si fueran un botín de guerra. Ni la laminación de la separación de poderes. Ni, como he señalado antes, el sacrificio de las libertades ciudadanas a las conveniencias tácticas. La derecha europea o americana, cuyos antecedentes ideológicos son Montesquieu, Tocqueville, Jefferson, Lincoln… no es así. Ni creo que lo sea la española, aunque todavía, como casi todos nuestros partidos políticos, deba mejorar bastante.

¿Qué queda entonces? Un populismo barato, al estilo latinoamericano (justicialismo argentino, PRI mexicano…) y un escasísimo respeto a los principios democráticos. El PSOE no es homologable, en cualquier caso, a las socialdemocracias europeas, ni de lejos.

Uno de los empeños más pertinaces del PSOE y de sus más fieles acólitos es demostrar o al menos hacer creer al electorado que el PP es un partido franquista, algo que con toda evidencia no es. Hay mucha gente de derechas con un acervo cultural, ideológico, filosófico y económico, por ejemplo, muy próximo a Churchill o a Tatcher, y que nada tiene que ver con el franquismo. No es ese pues el rasgo diferencial de la derecha española. El verdadero rasgo diferencial, de donde pueden derivar algunos de sus despistes ideológicos, es que la derecha española en estos treinta años de vida democrática jamás ha tenido enfrente a un partido de izquierdas, sino peronista.

Marianiko Rajoitz dijo...

Carles56,
gracias por descalificarte a ti mismo.
gracias por NO contestar.


Número de visitas