lunes, febrero 23, 2009

"¡Torero, torero!"

De esta manera jalearon los diputados socialistas al ministro de Justicia el pasado día 18 de febrero. Hoy, 23 de febrero, Bermejo presenta su dimisión.

Todo arranca de aquí:

El hecho cinegético

Fiscal, ministro de Justicia y cazando sin licencia.

Vean cómo le resultó realmente la cacería a Bermejo.



No obstante, espero que su dimisión no le exima de sus responsabilidades, sino que pague por ellas, como cualquier otro ciudadano español. Ni más, ni menos.
.

2 comentarios:

Natalia Pastor dijo...

Es que la situación era insostenible:no ya por la conspiración a tres bandas Ministro-Garzón-PRISA,que les da igual, si no por la imagen de nuevos señoritos feudales que se marca esta caterva en cuanto tienen ocasión,con unas elecciones autonómicas a la vuelta de la esquina.
Por lo menos,este estalinista impresentable ya es parte del recuerdo tenebroso.
Algo es algo.

nika dijo...

Antes de saberse lo de la ausencias de licencias, ya había voces dentro de su propio partido que pedían su dimisión. La pedían por unos hechos por los cuales también se debería sancionar a Garzón, a la fiscal y al Jefe de Policía que asistieron a dicha cacería, porque lo más grave, aunque ahora se quiera desviar la atención, era la reunión de dichos personajes, fuera cuál fuera el evento, ¿o no?

saludos


Número de visitas